Fuego Deal múltiples de Opciones Big para Mirrorshield Elite Rojo — Revant repuesto Arnette Lentes Polarizados AN4168 6wY4T Fuego Deal múltiples de Opciones Big para Mirrorshield Elite Rojo — Revant repuesto Arnette Lentes Polarizados AN4168 6wY4T Fuego Deal múltiples de Opciones Big para Mirrorshield Elite Rojo — Revant repuesto Arnette Lentes Polarizados AN4168 6wY4T Fuego Deal múltiples de Opciones Big para Mirrorshield Elite Rojo — Revant repuesto Arnette Lentes Polarizados AN4168 6wY4T Fuego Deal múltiples de Opciones Big para Mirrorshield Elite Rojo — Revant repuesto Arnette Lentes Polarizados AN4168 6wY4T Fuego Deal múltiples de Opciones Big para Mirrorshield Elite Rojo — Revant repuesto Arnette Lentes Polarizados AN4168 6wY4T

viernes, 21 de septiembre de 2018

Dos caras o solo una

Me llegan dos interesantes contribuciones a un debate en el que creencias, sentimientos, intereses, culpabilidades, intenciones se mezclan de modo muy diferente en una y otra.
Por orden de llegada, tenemos, primero, " El medioambientalismo contra el verdadero desarrollo boliviano" a propósito de un megaproyecto del gobierno de aquel país y que comienza diciendo que:
ONGs medioambientalistas financiadas desde Estados Unidos y Europa, intentan desvirtuar los megaproyectos de desarrollo boliviano, a través de su influencia en las organizaciones indígenas, en lugar de plantear soluciones a los impactos ambientales que provocan. Este es el caso de las hidroeléctricas.
Después vienen los detalles, pero el caso está planteado con claridad: desde fuera, desvirtuar, desarrollo, indígenas y mejor sería solucionar los impactos que impedir el proyecto de desarrollo (no puedo evitar el comentario: desarrollo ¿de qué o quiénes?).
Una observación sobre las ONG. Las hay de todos los tipos. Unas, llamadas lobbys, actúan, según cuenta marco gradientes gafas Gafas de delgadas sin poligonales sol recortadas de NIFG sol Xp8wnZn, en dirección exactamente opuesta a la que se plantea el primer texto.
El otro es un libro: The Climate Crisis. South African and Global Democratic Eco-Socialist Alternatives (si el anterior lo he visto porque estoy suscrito a la revista, este lo tengo porque me lo ha enviado uno de sus autores, viejo amigo). El libro comienza con un texto de Naomi Klein escrito como presentación:
‘This volume reminds us that fossil fuel corporations, petro states and ruling elites are the key forces deepening the climate crisis. Hurricanes like Harvey and Irma have once again demonstrated the ways that extreme weather events disproportionately impact working people, the poor and Black lives. The wealthy, meanwhile, take cover in their wine cellars on private islands. Only systemic change, led from below, holds out the hope for a safe and sturdy future.
La autopresentación del libro sigue la misma línea:
Capitalism’s addiction to fossil fuels is heating our planet at a pace and scale never before experienced. Extreme weather patterns, rising sea levels and accelerating feedback loops are a commonplace feature of our lives. The number of environmental refugees is increasing and several island states and low-lying countries are becoming vulnerable. Corporate-induced climate change has set us on an ecocidal path of species extinction. Governments and their international platforms such as the Paris Climate Agreement deliver too little, too late. Most states, including South Africa, continue on their carbon-intensive energy paths, with devastating results. Political leaders across the world are failing to provide systemic solutions to the climate crisis. This is the context in which we must ask ourselves: how can people and class agency change this destructive course of history?
 Otra perspectiva: capitalismo y sus necesidades, grandes empresas y sus efectos, vulnerabilidad de "los de abajo", gobiernos que no se enfrentan al problema o, peor, son parte del mismo, como sucede en Sudáfrica (y contestarían al anterior añadiendo Bolivia). La mejor forma de "solucionar los impactos ambientales" es, dirán, no producirlos. No son las ONG sino las "ruling elites" las que se llevan la delantera. Y no "desvirtúan" sino que causan. Después vienen los detalles y las alternativas.
Tal vez estos segundos tengan razón y lo que está en cuestión es el ecocidio y, con él, la supervivencia de la especie. Pero los primeros hablan desde el poder, poder que reconocen (y tanto) los segundos. Si es por poder, el futuro está claro. Si es por falta de organización de las alternativas, también. Porque las alternativas existen, incluso estas ecosocialistas y hasta marxistas democráticas (reinterpretando al poco ecologista Marx, claro). Pero su organización que las haga relevantes está por ver. Mientras, los primeros seguirán y con ello seguiremos, de derrota en derrota, hasta la victoria final (la de las bacterias, claro, no la de la especie humana)